COVID-19 y trombosis: una visión general